Ir atrás
  Madera con valor agregado, Descripción de la cadena productiva y flujo del producto
 


Cadenas de Valor

El punto de partida para visualizar la cadena de valor, es la distribución de la producción de madera rolliza en dos grandes grupos: la madera en rollo que abastece a la industria y el comercio, y la madera en rollo que deriva en leña y carbón, como fuente de energía para consumo doméstico principalmente en hogares rurales.

Al respecto para el año 1999 FAO (2001) señala una producción nacional de 8.82 millones de m3 de madera en rollo, distribuidos para uso industrial en un 17.42%, y para leña y carbón en 82.58%. Para el mismo año y a escala mundial la FAO (2001) indica una producción de 3,410 millones de m3 de madera en rollo, distribuidos para uso industrial en un 44.74% y para leña y carbón en 55.26%.

La cadena de valor de la madera en la región Ucayali se inicia con la extracción y transporte de la madera en rollo de los bosques productivos; de los cuales INRENA ha definido como bosques de producción permanente disponibles para la producción maderera en ciclos de corta de 20 a 30 años un área de 4,089,926 has. El promedio histórico de producción de madera en rollo extraída es de 350 mil m3 / año, que significa alrededor del 25% de la producción nacional y abastece básicamente a la industria y al comercio identificados dentro de su actividad maderera en cuatro grupos: a) tableros y enchapes; b) pisos; c) madera aserrada; d) madera no aserrada y de otros usos. De otro lado la producción histórica de madera transformada es de 175 mil metros cúbicos, principalmente de madera aserrada que representa el 81% de la producción.

Las especies de mayor producción volumétrica son alrededor de 10 especies: lupuna, caoba, tornillo, catahua, cedro, copaiba, quinilla, mohena, capirona, shihuahuaco.

En el ámbito regional, se registran más de 570 unidades productivas entre micro, pequeñas y medianas empresas, clasificadas en diferentes tipos de actividad productiva, como extracción y transporte, aserrio, fabricación de tableros, parquetería, reaserrío, carpintería y mueblería y otros. En los rubros de extracción y transporte se genera el 46% de empleo directo, en los de transformación primaria (aserrío, reaserrío, parquetería, tableros) el 45% y en transformación secundaria y otros, el 9%. (CITEMaderas-GTZ, 2000).

La actividad maderera de Ucayali, utiliza alrededor de 58 especies de diferentes características tecnológicas y diversos valores comerciales, con las cuales se abastece a la actividad de transformación de los grupos antes descritos, principalmente al mercado nacional.

Existe un nivel de especialización en algunas líneas de producción donde se utilizan grupos de especies como en el caso lupuna y catahua, de baja densidad, para la producción de tableros terciados. Para los productos específicos de pisos, se utilizan especies de densidad alta (duras) como el estoraque, tahuari, pumaquiro, quinilla, shihuahuaco entre otras. En el rubro de madera aserrada, no obstante no ser notoria una especialización en el aserrío por grupos de especies, si ocurre en las actividades de transformación subsiguientes. Por ejemplo: para los servicios a los procesos constructivos (encofrados) se utilizan especies de densidad intermedia y baja como tornillo, lupuna y huimba. En estructuras, se usan especies de densidad intermedia y alta como: tornillo, copaiba, shihuahuaco, huayruro, pumaquiro y quinilla; en carpintería de obra y mueblería tradicional se usan especies intermedias de alto valor comercial como: cedro, caoba, moena amarilla, etc. En empaques y envases se utilizan especies de densidad baja como la catahua, bolaina, topa y Maruja. En embalajes, se usan especies de densidad intermedia como tornillo, cachimbo y moena. En parihuelas, carrocerías y durmientes se usan especies de densidad intermedia y alta como: tornillo, shihuahuaco, yacushapana, pumaquiro y mashonaste.

En el presente estudio, se encontró que las especies más versátiles en función de la diversidad de productos finales donde se utilizan son: tornillo, cedro, quinilla, shihuahuaco, capirona, mohena, copaiba y cachimbo (Anexo A). Existe un conglomerado de especies con presencia eventual en el mercado, que ingresan y salen. Sus volúmenes no son constantes ni significativos como: manchinga, chontaquiro, caimitillo, cedro masha, huajala, zapote, zapotillo, huamansamana, pisho, renaco, huacapu, yutubanco, espintana, mashonaste, anacaspi, cetico, y cumaceba. El tornillo se utiliza en muchos productos como: encofrados, estructuras, carpintería de obra, muebles, molduras, embalajes, parihuelas, carrocerías y embarcaciones. De igual manera, quinilla, shihuahuaco y capirona, que se usan en pisos, servicios a la construcción, estructuras, muebles y machihembrados. Existen también especies con menor versatilidad y de usos más puntuales como el caso de lupuna y ojé, que en gran proporción van a la producción de tableros terciados (triplay).

Flujo base de la cadena de valor

En la Figura 1, presentamos el flujo base de la cadena de valor de la madera desde su origen en los bosques de la cuenca del río Ucayali, donde se realiza la extracción, tanto en zonas conectadas por los ríos como en aquellas conectadas por carreteras. El flujo de la madera incluye el transporte mayor hasta las plantas de transformación, los procesos diversos, su transporte hacia mercados fuera de la región, los procesos de transformación subsiguientes en los lugares de destino, y la distribución de los productos de segunda transformación hasta el usuario final. También se incluye el flujo de productos de madera importada que ingresan a las plantas de transformación secundaria, a la industria de la construcción y a las tiendas de productos terminados.

a) Los bosques de extracción

Los bosques de producción, tanto los que han sido concesionados con la última ley forestal como los consecuentes de la legislación anterior que tienen un nivel de vigencia, se encuentran ubicados principalmente en la cuenca del río Ucayali.

El ámbito de producción de madera rolliza (extracción maderera) que llega al parque industrial de Pucallpa, trasciende los límites jurisdiccionales del departamento de Ucayali, pues abarca parte de los departamentos de Loreto, San Martín, Huanuco, Pasco, Junín y Cuzco. La madera rolliza es transportada principalmente por vía fluvial, aprovechando la red hidrográfica que tributa al río Ucayali. El desplazamiento de la madera en muchos casos se realiza desde grandes distancias, como las provenientes de áreas aledañas al río Urubamba en el departamento de Cuzco o las derivadas por el río Ene en el departamento de Junín, con recorridos mayores a los 500 Km. Los tributarios del río Pachitea canalizan hacia éste, madera proveniente de los departamentos de Pasco y Huánuco.

El otro flujo importante de madera rolliza es el que proviene del departamento de Loreto y en menor medida del departamento de San Martín (río Pisqui), que fluyen por los tributarios hacia el río Ucayali y son transportadas “aguas arriba” hacia la ciudad de Pucallpa.

b) Extracción y transporte mayor de la madera

El punto de partida de la producción maderera, son las faenas de extracción que se realizan bajo las modalidades manual y mecanizada y reciben una serie de servicios intermedios como los de transporte terrestre, fluvial, izaje de grúa, entre otros.

La extracción manual es ejecutada normalmente por micro y pequeños productores utilizando equipos y aparejos de uso manual y equipos livianos como motosierras. En la extracción mecanizada, en cambio, se utiliza equipo y maquinaria de mayor inversión, de acuerdo a la capacidad empresarial. Actualmente, se encuentran en uso tractores forestales, tractores de oruga, camiones tronqueros, cargadores frontales y equipos menores como motosierras y winches.

La extracción maderera es estacional y se diferencian dos tipos de zafra. Durante la época de mayor precipitación, de octubre a marzo, se emplean los ríos y quebradas como vía principal de transporte mayor. La materia prima es transportada en boyas flotantes tiradas por remolcadores o sobre embarcaciones acondicionadas para tal fin denominadas "chatas". La madera rolliza abastecida por río llega en algunos casos directamente a las plantas de transformación localizadas en las orillas, como es el caso de los aserraderos de la quebrada Manantay. Una vez que la madera llega al “puerto” de la ciudad de Pucallpa, se inicia un proceso de izaje y transporte local. Durante la de época “seca”, de abril a septiembre, se moviliza la madera proveniente de las áreas de extracción de bosques aledaños a las carreteras y caminos públicos, y la madera rolliza es transportada en camiones tronqueros por los ramales Marginal, Neshuya, Nueva Requena, Tournavista que confluyen hacia la Carretera Federico Basadre y hasta las plantas de transformación en Pucallpa.

c) Plantas de Transformación de la madera

Los principales núcleos de plantas de transformación están en la ciudad de Pucallpa relativamente lejos de los centros de producción de madera en rollo, lo que incrementa costos y dificulta el abastecimiento. Los aserraderos están localizados principalmente en tres zonas: la zona denominada quebrada Manantay alimentada por las aguas del Ucayali, donde están la mayoría de aserraderos y reaserraderos; la zona de puerto Italia donde se ubican aserraderos y laminadoras, y las plantas a lo largo de la carretera Federico Basadre del km 1 al 12, donde se ubican aserraderos, re-aserraderos, laminadoras y parqueteras. 

i.- Las plantas de tableros y enchapes
En el ámbito de Pucallpa existen seis plantas de tableros cuya producción principal es la madera terciada (triplay) y dos de ellas tienen la línea de producción de enchapes.

La madera rolliza que llega al patio de trozas de las plantas tienen un rango diamétrico de 35 a más de 60 pulgadas; y es cubicada usando el sistema Doyle, promediando los diámetros de los extremos y descontando 2 pulgadas de corteza y sólo se consideran 9 pies de largo. Las trozas se acondicionan para su ingreso al torno. El abastecimiento de las trozas al torno es con un cargador frontal y el uso de tecles.

En la producción de tableros la línea básica de producción está compuesta por un torno para debobinado, un secador de láminas de flujo continuo y prensas (Anexo B).

El rango de producción de láminas está entre 20 a 23 m3 por turno de 8 horas. Se ha encontrado que el 80% de la producción de tableros sale en medidas de 4 y 6mm de espesor, y el 20% restante 8, 10, 12, 19 mm de espesor, los anchos y largos de los tableros son estándares de 4 por 8 pies. El producto terminado sale clasificado por calidades.

En el proceso de enchapes (Anexo C), las trozas seleccionadas son preparadas en el aserradero de la planta, en forma de octágonos, hexágonos y cuadrados, dependiendo del diámetro de la troza. El rango diamétrico ideal para trabajar está entre 35 y 40 pulg. Los mayores a 40 pulg. no rinden igual, debido a que es más difícil de acondicionar para el proceso de laminado. Una vez perfilada la troza se acondiciona con inmersiones en agua calentada a diferentes temperaturas. Este proceso varía en tiempo y grados de acuerdo a la especie.

ii.- Los Aserraderos
En el ámbito de Pucallpa existen 56 aserraderos que en su totalidad tienen sierras de cinta con un promedio de diámetro de volante de 1.5 m, y más de 160 pequeños re-aserraderos de disco, según la capacidad instalada de los aserraderos tienen un promedio de transformación de 8,120 pt por turno de 8 horas en 8.1 meses de trabajo al año; el 70% se abastecen de energía de la red pública y el 30% dependen exclusivamente de la generación de energía de grupos electrógenos. La línea básica de transformación esta compuesto por la sierra principal, carro porta trozas, canteadoras y despuntadora (Anexo D). La línea de mantenimiento para la sierra principal de cinta está medianamente implementada en la mayoría de aserraderos, coherente con la forma de producción y calidad de sus productos, pero rudimentaria y en la mayoría de los casos inexistentes para las sierras de disco simple, disco de dientes carburados, cuchillas, fresas, etc.

El principal producto es la madera aserrada, generalmente presentada en grandes bloques en espesores predominantes de 3 y 4 pulgadas, anchos variables de 6 a más pulgadas y longitud también variada mayor de 5 pies, y sale al mercado con la denominación de "madera comercial". Cuando los largos son menores a 6 pies se le da la denominación de "madera corta". Es común en los aserraderos observar el manipuleo realizado por estibadores, de grandes planchones o bloques de madera que superan la media TM de peso.

La generalidad de la madera aserrada actualmente en Pucallpa, es que se presenta con secciones descalibradas y superficie con muchos defectos de corte, con daños consecuentes de ataques biológicos de hongos e insectos y al estado húmedo. Además, la madera aserrada no pasa por ningún tipo de proceso de clasificación, es estibada generalmente en patios sin techo, sin ningún tipo de acondicionamiento y a partir de allí se carga en forma manual a los camiones que va con destino a mercados fuera de la región.

Algunos aserraderos también ofertan madera pre-dimensionada y machihembrada. La madera pre-dimensionada se prepara a pedido, no hay estándar de producción. La madera machihembrada se produce en secciones nominales de 1/2 x 4 pulgadas y 3/4 x 4 pulgadas, y largos de 6 a 10 pies, en paquetes de 5 y 3 m2 respectivamente, al estado húmedo y sin lijar.

La totalidad de aserraderos tiene definida su línea de recuperación de madera aserrada en base a sierras circulares (Anexo E), la cual está generalmente asociada a pequeños productores que pagan al aserradero con un porcentaje de la producción de la madera recuperada. Sólo el 20 % de los aserraderos cuenta con hornos de secado. Las facilidades de secado han permitido a estos aserraderos incorporar líneas de producción complementarias como parquet, machihembrados, molduras y madera dimensionada. En los últimos tres años se ha incrementado notoriamente la capacidad instalada de secado artificial, aproximándose a los 17,000 m3 por año (10% de la producción regional).

Los productos denominados de recuperación corresponderían a un 23% del volumen total de la madera rolliza (Collins, 1989) destinada a la industria del aserrío (51,000 m3/año). En gran parte este volumen se recicla en los mismos aserraderos y en los re-aserraderos, transformándose en productos conocidos como "listones, "paquetería", "largo-angosto", “palos de escoba", "tablillas", "ripas", "cajones", "leña", "carbón", etc.

De las observaciones realizadas en relación al rendimiento de la materia prima se encontró que entre 5 y 7% del volumen real se pierde como aserrín en la sierra cinta principal; el rendimiento en cortes comerciales está entre 41 y 57%, y la recuperación de la madera de las sierras canteadoras y despuntadoras está entre 50 y 30% (Anexo F).

iii.- Las Parqueteras
La mayoría de parqueteras se abastecen de energía de la red pública y una minoría tienen potencia instalada propia a partir de grupos electrógenos o motores estacionarios. El 13% de las parqueteras cuentan con sierra principal de cinta y el 87% con sierra principal de disco, que en la mayoría de los casos es de fabricación casera con diámetros de disco que fluctúan entre 51 a 60 pulgadas. El 25% de parqueteras utilizan la motosierra para apoyar el aserrío de las trozas.

Las parqueteras utilizan principalmente para el proceso de transformación sierras de banco de fabricación casera: bloqueadora, tableadora, despuntadora y repasadora (muy pocas cuentan con sierra múltiple) (Anexo G). También utilizan la garlopa como equipo de apoyo, para rectificar bloques y sólo el 14% cuenta con machihembradora (CITEMadera-GTZ, 2000).

Los productos pre elaborados parquet y pre parquet son comercializados principalmente en el mercado nacional y al estado húmedo, y en mucho menor proporción, seco al horno para el mercado internacional. En el caso de madera dimensionada se elabora sólo a pedido y no existen estándares de producción. La madera machihembrada se produce para pisos y coberturas de muros y cielo raso, se comercializa en paquetes al estado húmedo y sin lijar.

d) Transporte de Productos

La principal vía de transporte es la carretera Federico Basadre con la cual se conecta todo el corredor económico desde Pucallpa, Huánuco, Pasco, Junín, Lima y la cuenca del Pacífico.

El transporte de los productos de madera se inicia a partir de la estiba de los mismos hacia los camiones, esta labor es generalmente en forma manual. En los productos de exportación se usa montacargas para llenar contenedores. Los transportes más usados son los camiones de 20tm a los cuales solo les esta permitido una carga de 14tm como máximo, por la capacidad de soporte de los puentes y obras de arte en el trayecto de la carretera. El destino general de los camiones es la ciudad de Lima, siguiéndole en orden Arequipa, Trujillo, y Tacna.

e) Distribución y Transformación

El flujo principal de productos de madera llega a los depósitos de mayoristas, de madera aserrada, o de tripay, o de parquet; con la diferencia que en los depósitos de madera aserrada se realizan además servicios de reaserrio y habilitado primario (corte y cepillado).

En los depósitos de madera aserrada el cliente paga por el volumen del tablón. El servicio de re-aserrío y habilitado primario están incluidos en el precio. En el proceso de adquisición de la madera es el cliente quien selecciona la madera que va a comprar de acuerdo a sus necesidades para lo cual tiene que llevar personal adicional para manipular los tablones y el tiempo que le demora el proceso de selección, re-aserrío y rehabilitado es entre 1 y 2 días dependiendo del volumen de madera que adquiera. En general, se vende húmeda; son muy pocos los servicios del secado artificial en estos depósitos. El equipamiento más común de los depósitos es un re-aserradora de cinta de volante de 1.5 m de diámetro, 6 pulgadas de ancho y una capacidad instalada promedio de 6,000 pies tablares por día, cuenta con varias cierras circulares de banco de diferentes capacidades y cepilladora re-gruesadora con capacidad para 2,000 pies tablares por día.

El destino de los productos a partir de los depósitos (madera aserrada, triplay, parquet) van principalmente a las plantas de transformación secundaria, carpinterías, astilleros y a la industria de la construcción.
Existen también otros flujos que van directamente de las plantas de transformación primaria, como las vigas y viguetas; a las plantas de la transformación secundaria, y a la industria de la construcción. Otros productos de primera transformación como durmientes y postes van directamente al usuario final; y con menos frecuencia sale madera aserrada, triplay y parquet de las plantas de primera transformación al mercado de exportación.

f) Plantas de transformación secundaria

Se trata de la elaboración de bienes intermedios y finales con mayor valor agregado; tales como líneas de producción de pisos y parquet, ventanas, puertas y sus marcos, muebles y sus partes, carpintería de obra (Arbaiza, 1999); carrocerías, construcciones navales, empaques y embalajes, parihuelas, ataúdes, viviendas y otros.

Se estima que más del 50% de la actividad de transformación secundaria de la madera se ubica en Lima, aunque Trujillo, Chiclayo, Cuzco y Arequipa presentan una significativa presencia de talleres.

Esta industria esta conformada por numerosas empresas, en las que el 75% tiene menos de 5 empleados; se estima que utiliza en promedio menos del 60% de su capacidad instalada, considerando únicamente a las empresas activas.

La industria de transformación secundaria esta conformada por numerosas empresas (pequeñas, medianas y grandes) dedicadas a la producción de manufacturas (80%) y de muebles (20%) las cuales abastecen al mercado nacional e internacional. Las principales empresas (10% del total) dedicadas a la fabricación de muebles están concentradas en Lima. La venta es a pedido directo y a tiendas de productos terminados.

En el caso de la carpintería de obra mediana y grande, los canales de distribución están basados en pedidos directos de la industria de la construcción, empresas y clientes particulares.

En general, el parque industrial dedicado a la transformación de maderas tiene una antigüedad promedio de 20 años y sólo contadas industrias cuentan con maquinaria relativamente moderna.

g) Productos importados de madera

Los productos importados de madera entran al flujo de la cadena de valor principalmente a través de las plantas de transformación secundaria, industria de la construcción, las tiendas de productos terminados y usuarios finales. Entre los más importantes según los registros de Aduanas están: madera en bruto, madera aserrada, tableros de partículas, tableros enlistonados, tableros de fibra, y madera preparada para fósforos; los de segunda importancia son: traviesas de ferrocarril, maderas contrachapadas, cajones, cajas, tambores, embalajes, artículos de mesa y de cocina, estatuillas y demás objetos de adornos, palitos y cucharitas para dulces y helados. Los de menor importancia son una miscelánea de productos que van desde herramientas, palillos de dientes, perchas, carretes, aserrín, desperdicios y desechos de madera, parihuelas etc. 

 

DOCUMENTOS RELACIONADOSTipoArchivoDetalle
Grupos genéricos y productos finales de la madera
Publicacion